Cuartos medios retornan a clases presenciales con todas las medidas de protección personal

En una medida que fue consensuada primero al interior de la comunidad educativa, particularmente padres y apoderados, alumnas, profesores, asistentes de la educación y equipo directivo, retornaron esta semana a clases presenciales los cuartos medios de nuestro liceo.

El retorno a clases se produjo el lunes, tras sortear con éxito la serie de exigencias dispuestas tanto por el Ministerio de Educación, como por el Ministerio de Salud, en relación al cumplimiento de protocolos que permitan favorecer garantías para un retorno seguro.

La decisión, según explicó la directora Wilta Berríos, fue adoptada a propósito de la necesidad de consolidar esta última parte del proceso educativo de las alumnas, quienes permanecerán en clases hasta el 27 de noviembre próximo.

Precisó que luego de contar con el respaldo de la comunidad escolar, se elaboró un plan de retorno a clases presenciales que se ha traducido, entre otras cosas, en cumplir desde la entrada al liceo, hasta el retorno al hogar de las alumnas, con medidas de protección personal. Tal es así que se han dispuesto de cuatro accesos al establecimiento para de esa manera evitar cualquier situación de riesgo, al tiempo que, por ejemplo, el cuarto medio A (Humanista – Científico), desarrolla su trabajo de manera separada en tres grupos, distribuidos en igual número de salas, las que, al término de cada clase, son sanitizadas.

De la misma manera, existe permanente monitoreo de las alumnas a fin de resguardar el distanciamiento social y el lavado frecuente de manos. Por cierto, a la llegada al establecimiento, se ingresan los datos de la alumna y de cualquier persona que ingrese -debidamente autorizada- al liceo, a quien además se toma la temperatura, registrando ese dato también en un libro.

 

En relación a los demás cursos del liceo, Wilta Berríos manifestó que la modalidad virtual de clases se mantiene hasta el 23 de diciembre, cuando se de por finalizado el año escolar.

Señaló que a la fecha cerca de un 60 por ciento de alumnas cuenta con conectividad que le permite participar regularmente de clases síncronas de manera remota; mientras que un 35 por ciento lo hace de manera asíncrona, recibiendo material de trabajo impreso, pendrives con los contenidos, tareas y material audiovisual para favorecer su proceso de aprendizaje; y un 5% por ciento de alumnas exhibe situaciones especiales respecto de las cuales el Liceo ha buscado fórmulas que permitan promover su educación y garantizarles este derecho elemental.

 

La directora del Corina Urbina reconoció eso sí que nuestro establecimiento no está ajeno a la problemática nacional relacionada con las falencias desde el punto de vista del acceso a internet, el que hoy se ha convertido en un recurso básico para desarrollar su proceso educativo. No obstante recalcó que todo el equipo de profesores, asistentes y de gestión, ha desplegado un gran esfuerzo para que todas las alumnas puedan aprender.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *